Etiqueta: lenguaje de marcas

La traducción de WordPress y la gestión de contenidos digitales

En Ampersand hemos detectado que la traducción de WordPress y de contenidos digitales cada vez tiene más demanda. Y es que el omnipresente WordPress, que empezó como plataforma para blogs, ya hace tiempo que incluye la creación de webs. De hecho, actualmente, cerca del 30% de webs de todo el mundo están hechas con este sistema. Por eso es importante saber cuál es la forma más ágil de gestionar las traducciones de estos contenidos.

Algunos clientes nos llaman preocupados porque no saben cómo hacerlo. Unos nos quieren dar acceso directo a la web, mientras que otros nos quieren enviar trocitos de texto pegados en un archivo Word, pero nosotros hemos buscado la forma más eficiente para facilitarte el trabajo a ti… y a nosotros.

¿Qué nos tienes que dar para realizar una traducción de WordPress?

Mirémoslo al revés. Empecemos por lo que NO nos tienes que dar:

  • Acceso a la plataforma web o blog. Además del texto, en una web o hay muchos parámetros configurados, y el grado de personalización puede ser altísimo. Es mejor que nos facilites únicamente los textos, que son lo que realmente necesitamos para trabajar. En todo caso, sí que va bien poder ver la web o el blog si ya están publicados, ya que así contextualizamos la información.
  • Trocitos de textos copiados de uno en uno. Para ti es mucho trabajo: seleccionar, copiar y pegar contenido te ocupará mucho tiempo. Y atención: luego lo tendrás que volver a pegar en la web. Además, tienes todos los números para olvidarte de pegar partes de la web.

En Ampersand creemos que la mejor forma de traducir los contenidos generados con WordPress es tratarlos en bloque, fuera de la plataforma. Este procedimiento tiene tres pasos principales:

  1. Exportar el contenido de WordPress que quieres traducir. Lo puedes hacer utilizando conectores (plugins) pensados específicamente para ello.
  2. Enviar los archivos resultantes a una empresa de traducción como Ampersand, que los traducirá en un entorno que protege las etiquetas.
  3. Importar los archivos traducidos y verificar que todo esté en orden.

Dicho en otras palabras: el conector que comentamos en el primer paso te permite extraer el contenido traducible, que se almacena en archivos con lenguaje de marcas. En Ampersand tenemos herramientas para traducir estos archivos respetando las etiquetas, y esto es primordial para conservar el formato y los enlaces. Así, cuando hayamos acabado la traducción, solo tendrás que «llamar» a los archivos desde la plataforma WordPress. Los textos entrarán directamente en la página correspondiente, sin tener que copiar ni pegar nada.

Te ayudamos con tu traducción de WordPress
¿No sabes cómo hacerlo?

¿Complicado? ¡Deja que te ayudemos!

No es un proceso complicado. Ahora bien, si conoces poco la plataforma WordPress es posible que todo esto te suene a chino. En Ampersand te podemos facilitar el trabajo hablando directamente con el equipo que haya creado la web. De esta forma te acompañaremos durante todo el proceso ofreciéndote un servicio integral para asegurarnos de que la traducción de WordPress que nos encargues consiga un resultado óptimo. Pídenos presupuesto sin compromiso.

Traducción de manuales técnicos: manuales de instrucciones

La traducción de manuales técnicos es vital para utilizar correctamente los dispositivos que nos rodean. Los manuales técnicos más conocidos son, seguramente, los manuales de instrucciones. Estos manuales indican cómo se utilizan los dispositivos que acompañan, y es vital que la traducción sea correcta para que el usuario los pueda utilizar.

Traducción de manuales técnicosEstá más claro que el agua: para evitar problemas, tenemos que saber qué indica la lucecita amarilla que parpadea sobre el molde de inyección que acabamos de incorporar a nuestra cadena de producción. También es importante saber que el indicador rojo de la lavadora marca que no podemos abrir la puerta hasta que acabe el programa de lavado. Y, claro, tenemos que saber cómo tenemos que utilizar el filtro que nos han enviado desde la central de nuestra empresa en Japón…

La traducción de manuales técnicos, com el resto de variantes de la traducción técnica, tiene una serie de características que es importante tener en cuenta. A continuación te comentamos unas cuantas que es importante considerar en tus proyectes de traducción:

  • Traducción precisa y clara. La traducción tiene que reflejar con precisión y exactitud las indicaciones del texto original. Asimismo, es importante que las instrucciones sean claras e inteligibles.
  • Vocabulario adecuado. La traducción técnica requiere un vocabulario preciso y adecuado al campo al que corresponda la traducción. No es lo mismo traducir el manual de una tostadora que el de una máquina de uso industrial.
  • Coherencia interna. Es importante que siempre se utilice el mismo término para un mismo concepto. Asimismo, es interesante que las estructuras sintácticas sean similares. Por ejemplo: si damos instrucciones con las formas verbales correspondientes a , hay que ser coherente y utilizarlas en todo el texto.
  • Coherencia con proyectos anteriores. Si anteriormente ya se han hecho traducciones sobre este tema, hay que utilizar el mismo glosario y redactar la nueva traducción con un estilo similar a la anterior. Además, el material que ya se haya traducido deberá reproducirse tal como estaba.
  • Repeticiones y frases similares. En los manuales suelen aparecer frases repetidas, que hay que traducir exactamente igual. También aparecen frases similares, que hay que traduir de forma coherente.
  • Variante lingüística. Determinados idiomas presentan variantes muy distintas. Si, por ejemplo, quieres traducir un manual técnico al chino, hay que valorar si tiene que ser al al chino tradicional o al simplificado. Otro ejemplo es el del inglés: ¿el manual es para el Reino Unido o para Estados Unidos?

Traducción de manuales técnicos

Otros aspectos de la traducción de manuales técnicos

Existen otros aspectos, menos vinculados a la lingüística y de tipo más técnico, que también cabe valorar. Aquí tienes algunos:

  • Formato del documento. ¿Es un archivo de Microsoft Word? ¿Quizás te lo han facilitado en InDesign? ¿O te lo han enviado en un lenguaje etiquetado como xml o xliff? No hay problema. En Ampersand los podemos procesar y podemos devolver la traducción en el mismo formato.
  • Imágenes con texto. En las instrucciones suelen aparecer imágenes y gráficos que contienen información que es necesario traducir. Nosotros lo tenemos en cuenta y te facilitamos la traducción correspondiente. Hay que valorar caso por caso si se puede introducir el texto traducido en el gráfico o si hay que entregarlo en un documento aparte (en el caso de las imágenes que no se pueden editar).
  • Plazo de entrega. Valoramos las necesidades del cliente para establecer un plazo realista que permita garantizar una traducción de calidad.

Com puedes ver, la lista de requisitos y características de la traducción de manuales técnicos es larga. ¡Y esta lista no es exhaustiva! En Ampersand las tenemos en cuenta y te ofrecemos un servicio profesional de calidad. Deja que te asesoremos sobre cuál es la mejor forma de ejecutar tu proyecto de traducción y te prepararemos un presupuesto gratuito.

Traducir archivos de lenguaje de marcas: HTML, XML, XLIFF

¿Qué es el lenguaje de marcas?

El lenguaje de marcas (markup language en inglés) es un sistema para codificar un documento combinando texto y etiquetas o marcas que contienen información adicional sobre la estructura del texto y su presentación.

La idea y el nombre surgieron de las anotaciones que los editores escribían en los manuscritos con instrucciones de revisión y maquetación del documento para la imprenta. Así, este mismo concepto se trasladó mediante el lenguaje de marcas al mundo de la informática.

Tipos principales de lenguaje de marcas para la traducción

html, etiquetes, tags, llenguatge de marquesEl lenguaje de marcas más extendido y conocido es el HTML (HyperText Markup Language, lenguaje de marcas de hipertexto) y es la base de la World Wide Web, ya que se usa para indicar a un navegador de qué modo tiene que visualizar un documento en la pantalla de un ordenador.

El XML (eXtensible Markup Language, lenguaje de marcas extensible) es un lenguaje de etiquetas desarrollado por el World Wide Web Consortium (W3C) que no tan solo sirve para aplicarlo en Internet, sino también como estándar para el intercambio de información entre diferentes plataformas.

El XLIFF (XML Localisation Interchange File Format) es un tipo de XML específico para el intercambio de información entre las diferentes herramientas que intervienen en un proceso de localización.

Otros formatos traducibles que contienen información en etiquetas y que se utilizan a menudo para la programación de aplicaciones son los archivos PHP, PO y .strings.

Para la traducción de páginas web, es recomendable proporcionar el contenido al traductor en uno de estos formatos, ya sea extrayendo un archivo en formato XML, XLIFF o Excel desde el gestor de contenidos de nuestra web o descargando directamente los archivos HTML.

Traducción de archivos con formato de etiquetas

El principal inconveniente para la traducción de este tipo de archivos es que el texto que hay que traducir se encuentra mezclado entre todo tipo de etiquetas que no se deben modificar si queremos mantener la estructura y la presentación del texto.

Entonces es cuando entran en acción las herramientas de traducción asistida por ordenador (TAO) como las que empleamos en Ampersand Traducciones, ya que estos programas disponen de filtros que, en el momento de importar un archivo traducido, reconocen su extensión y ocultan todo lo que no sea texto traducible y que el traductor no tendría que modificar para que el formato del archivo traducido se mantenga intacto.

Los mejores formatos para traducir: word, excel, html, etc.

Muchas veces se habla de los mejores formatos para traducir y es que, a pesar de que se puede traducir cualquier tipo de documentación en cualquier formato de texto (Word, Excel, PDF, PowerPoint, etc.), es importante destacar que existen algunos formatos más «favorables» que otros, tanto para el traductor como para las herramientas de traducción asistida que utiliza.
Los mejores formatos para traducir

Por suerte, hoy en día los traductores profesionales utilizamos herramientas tecnológicas que nos permiten optimizar los procesos de traducción y la calidad del texto resultante. Estas herramientas se pueden utilizar únicamente con determinados formatos de archivo: formatos originales editables. Esto quiere decir que los mejores formatos para traducir y poder utilitzar este tipo de tecnologías son documentos originales en formatos como los siguientes: Word, Excel, PowerPoint, html, xml, formatos de intercambio de InDesign, FrameMaker, etc.

Al trabajar con este tipo de archivos, la traducción se realiza utilizando todas las herramientas tecnológicas disponibles y esto permite, entre otras cosas:

  • Optimizar los procesos de traducción.
  • Reducir los plazos de entrega.
  • Reducir los costes de traducción.
  • Conseguir homogeneidad y coherencia en toda la documentación traducida.
  • Utilizar glosarios terminológicos y memorias de traducción.
  • Devolver la traducción en el mismo formato que el documento original, manteniendo también los formatos de texto como interlineados, negritas, colores, espacios, mayúsculas, enlaces, etc.

Cuando no se dispone de este tipo de formatos, sino que los archivos que se entregan para traducir son PDF, jpg, png y similares, los procesos adquieren mayor complejidad porque es necesario realizar un trabajo previo de adaptación del documento para poder realizar la traducción optimizando al máximo los procesos.