Etiqueta: formato InDesign

Traducción de catálogos de productos: una ayuda a la exportación

Esto no es nuevo: la traducción de catálogos de productos, así como la traducción de tu web y otros materiales técnicos y de marketing de tu empresa, es primordial para llegar a otros mercados. Como ya hemos comentado en otras entradas, los compradores tenemos más tendencia a comprar en webs que nos «hablan» en nuestro idioma. Así, pues, no basta con traducir la web.

La traducción de catálogos de productos es muy importante para hacer llegar a los posibles compradores la información que necesitan para tomar una decisión bien informada. La creación de los catálogos implica tareas de diseño, creación de texto e imágenes, recopilación de datos y especificaciones técnicas, y muchas cosas más. Así, pues, es importante realizar la traducción de forma que se minimicen los retoques que se tengan que hacer en los archivos traducidos. Y por eso es fundamental contar con un buen servicio de traducción de catálogos.

Traducció de catàlegs

El proceso que sigue la traducción de catálogos

Hoy en día los catálogos de productos son archivos sofisticados que combinan imágenes y textos de distintas medidas, tipografías, etc. De hecho, determinados catálogos digitales incluyen animaciones y vídeos. Para conservar el formato del documento original, pues, es importante contar con un servicio profesional de traducción que cuente con las herramientas y las habilidades necesarias para gestionar el proyecto adecuadamente.

Es importante entender a la perfección las necesidades y los requisitos del proyecto. Y, evidentemente, también es importante utilizar software especializado para preparar y traducir el texto. Aquí tienes un resumen de las fases que seguirá tu proyecto:

  1. Recepción del encargo. Aclaración de dudas y requisitos.
  2. Análisis de los archivos que hay que traducir y selección de traductores adecuados.
  3. Extracción del texto que hay que traducir utilizando software especializado.
  4. Traducción siguiendo las directrices del cliente y aplicando el glosario terminológico correspondiente.
  5. Reintroducción del texto en un archivo con el mismo formato que el original.
  6. Entrega al cliente.

Después de este último paso, el cliente tiene que realizar algunas adaptaciones. Tiene que comprobar, por ejemplo, cosas como estas:

  • Imágenes: debe comprobarse que aparezcan en el lugar adecuado y con el tamaño correcto.
  • Longitud del texto: durante la traducción es posible que el texto se amplíe o se reduzca. Hay que verificar que quepa en el espacio que tiene reservado.
  • Tipografía: hay que verificar que se mantenga la tipografía correcta.
  • Enlaces: hay que adaptarlos al material al que hacen referencia, si dicho material existe en la lengua de destino.

Parece mucho trabajo, ¿verdad? En realidad, es mucho menos trabajo que si tuvieras que maquetar el catálogo otra vez, de cero, en distintos idiomas.

traducción de catálogos

Traducción de catálogos realizados con InDesign

Adobe InDesign es uno de los programas de maquetación más utilizados. Este programa permite crear archivos con gran variedad de diseños, y es importante mantenerlos en la traducción. Como decíamos más arriba, hay que revisar la traducción para comprobar que el archivo final tenga el mismo formato que el original, ya que en el proceso de traducción se puede perder algún parámetro. Si lees la entrada sobre la traducción de archivos InDesign conseguirás información más completa sobre este tema.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que la traducción de catálogos se lleva a cabo con programas de traducción asistida. Este tipo de programas ofrece múltiples ventajas. Aquí tienes algunas:

  • Coherencia: guardan las traducciones. Así, las frases que son iguales o similares se traducen de la misma forma.
  • Uso de glosarios: si quieres que utilicemos una terminología concreta, solo tienes que enviarnos tu glosario.
  • Conservación del formato: trabajan con formatos etiquetados, como xliff o idml, y así pueden mantener el formato.
  • Reducción de costes: si tienes que actualizar el catálogo de la empresa, o si contiene mucho material repetido, no sufras. Recuperamos las traducciones anteriores y, así, te ofrecemos una reducción de costes y coherencia con trabajos anteriores.

Si quieres solicitar un presupuesto o tienes alguna duda sobre este tipo de traducciones, ponte en contacto con nosotros. Te asesoraremos y valoraremos cuál es la mejor forma de llevar a cabo tu proyecto.


Fotos:  rawpixel, True Agency

La traducción de archivos InDesign

Te han encargado la traducción de un archivo de InDesign y no sabes muy bien qué es ni si se puede traducir tal cual. La solución fácil es enviarlo a una empresa de traducciones sólida, como Ampersand, y dejar todo el proceso en nuestras manos. Sin embargo, también estaría bien saber qué es este formato, ¿verdad?

¿Qué es InDesign? ¿Y el desktop publishing?

La mayoría hemos oído hablar alguna vez del famoso desktop publishing (abreviado DTP en inglés). Pero… ¿qué es exactamente? En español se llama autoedición y consiste en la creación de documentos usando herramientas específicas de composición y diseño para crear una gran variedad de material maquetado para su publicación. Por ejemplo, las páginas de un libro o de una revista (digitales o en papel), manuales de instrucciones, menús de restaurante, folletos y carteles… Las posibilidades son ilimitadas.

En este sentido, hay una gran variedad de herramientas que, más allá de las limitaciones de los procesadores de texto, permiten crear documentos poniendo el énfasis en el diseño y la maquetación de la página, la estructura del texto, las tipografías, las imágenes, los enlaces y las referencias, etc.

Adobe InDesign, logo, archivos InDesignUna de las aplicaciones más conocidas del sector (y la que utilizan la mayoría de los diseñadores y editores profesionales para maquetar documentos) es Adobe InDesign, que salió al mercado por primera vez en 1999 como respuesta de Adobe al programa de la competencia, QuarkXpress.

Tratamiento de archivos InDesign

Cuando el cliente encarga la traducción de un archivo de InDesign, espera que la pieza se le devuelva perfectamente maquetada y encajada, a punto para imprimir. Sería ideal, ¿no? Sin embargo, hay que tener en cuenta hasta dónde llega el servicio que os proporciona la empresa de traducciones. En Ampersand, por ejemplo, te facilitaremos un archivo en el mismo formato que nos hayas enviado, pero cabe tener en cuenta algunos aspectos:

  • Si quieres que el archivo traducido se vea completo y mantenga las características originales de fuentes, gráficos e imágenes, nos tendrás que facilitar el archivo principal que contiene la estructura del documento (extensión indd o idml) y también los archivos enlazados (normalmente las imágenes y las fuentes tipográficas).
  • Es importante tener en cuenta que con la traducción, sobre todo entre idiomas muy distintos, la extensión del texto puede haber variado y, en ese caso, será necesario el trabajo posterior de un maquetador para ajustar y resituar las cajas de texto en función de la nueva extensión. Este trabajo no lo asume Ampersand, sino que recae en el cliente.
  • Si por cualquier motivo no dispones del archivo InDesign y solo tienes, por ejemplo, un PDF, también podemos hacer la traducción. No obstante, en ese caso, lo que te mandaremos es un documento traducido en Word, sin imágenes ni enlaces, y será necesario volver a maquetarlo desde el principio. Evidentemente, esto conlleva más trabajo y más tiempo.

En resumen, trabajar directamente con los formatos de InDesign, ya sean nativos o de intercambio, ahorra mucho trabajo a ambas partes y es la manera ideal de traducir estos textos. Sin embargo, te quedará un pequeño trabajo de retoque para adecuar el nuevo documento al tamaño del texto traducido: mucho menos trabajo que si lo tuvieras que maquetar de nuevo.

Si quieres encargar la traducción de textos en este formato, no dudes en ponerte en contacto con nosotros para que podamos hacer un presupuesto y resolver todas tus dudas sobre el servicio que os ofrecemos.